miércoles, 11 de enero de 2017

Después - Cristina Peri Rossi

Francesca Strino

Y ahora se inicia
la pequeña vida
del sobreviviente de la catástrofe del amor:

Hola, perros pequeños,
hola, vagabundos,
hola, autobuses y transeúntes.

Soy una niña de pecho
acabo de nacer
del terrible parto del amor.

Ya no amo.

Ahora puedo ejercer en el mundo
inscribirme en él
soy una pieza más del engranaje.

Ya no estoy loca.

Cristina Peri Rossi

"Otra vez eros" 1994

domingo, 8 de enero de 2017

Constancia - Trini Reina


Si tú la mirada a mí volvieras
y mis ojos se enredasen con tus ojos.
Mañana, hoy, o cualquier fecha…
Si mi cuerpo, confrontando al tuyo,
exhibiera la nostalgia que lo atormenta…
Si tú incinerases deberes
y mis miedos por trochas huyeran...
Si no reparásemos en la gente,
si este amor sin recelos a la luz se diera…
Si encontrásemos la osadía
y fuésemos los dueños de ella...
Si cortásemos las alas a la pérfida conciencia
y concediésemos la concordia a esta pasión que nos enerva…
En libertad
plasmaríamos nuestros sueños,
y de laureles
coronaríamos esta quimera.
Así, yo feliz a tus brazos acudiría
mientras tú a mis brazos vuelas...

Trini Reina

jueves, 29 de diciembre de 2016

Recuerdo el amor - Elsa López


Recuerdo el amor que me nacía al tiempo de la lluvia.
Recuerdo los baúles y las colchas de hilo,
las flores de lavanda volando por espacios abiertos y felices,
aquella despiadada multitud de grillos debajo de las lápidas,
y tus besos, pan y aceite, detrás de los postigos.

Recuerdo aquellos días cuando tú me besabas
tras las torres caídas del castillo y las olas.
Y recuerdo las noches naufragando tu cuerpo
en aquella penumbra universal del hambre.

Yo entonces era otra.
Pero no he renunciado ni al amor ni a la herida.

Elsa López

lunes, 26 de diciembre de 2016

Amores imposibles - Darío Jaramillo Agudelo

Catherine Abel

A estas alturas rodando
literalmente rodando
asumo mi destino,
araño cielos, tiento paraísos,
busco la clave que me traspase,
sin buscarla la busco,
la llave es un torso, un gesto,
la sonrisa de un amor imposible
o de otro amor imposible.
Los amores imposibles
-es tan evidente que siempre lo olvido-
son partes de ese mundo imposible
que es mi mundo verdadero.

De "Libros de poemas" 2001
Darío Jaramillo Agudelo

miércoles, 21 de diciembre de 2016

Ahora - Karmelo C. Iribarren

Anatole Piatkevich

Después de haber visto
el mundo, a través
de una botella, durante
más de quince años,
ahora -pasada ya
la cumbre de la ruina,
firme en el otro lado-,
puedo decir al fin y digo
que es verdad: el amor
es un invento necesario.

Karmelo C. Iribarren

viernes, 16 de diciembre de 2016

Me rompes... - C.Lucía

Ginette Beaulieu

Me rompes...,me recompongo...
Restaño las heridas azules de tus dedos en mi piel.
Apuro, de un solo trago, esta insensatez de amarte
Una y otra vez tropiezo con la piedra
que lleva inscrito tu nombre.

C.Lucía
España

jueves, 15 de diciembre de 2016

Te veo como un temblor - Gioconda Belli

Anatoly Piatkevich

Te veo como un temblor
en el agua.

Te vas,
te venís,
y dejás anillos en mi imaginación.

Cuando estoy con vos
quisiera tener varios yo,
invadir el aire que respirás,
transformarme en un amor caliente
para que me sudés
y poder entrar y salir de vos.

Acariciarte cerebralmente
o meterme en tu corazón y explotar
con cada uno de tus latidos.

Sembrarte como un gran árbol en mi cuerpo
y cuidar de tus hojas y tu tronco,
darte mi sangre de savia
y convertirme en tierra para vos.

Siento un viento cosquilloso
cuando estamos juntos,
quisiera convertirme en risa,
llena de gozo,
retozar en playas de ternuras
recién descubiertas,
pero que siempre presentí,
amarte, amarte
hasta que todos se nos olvide
y no sepamos quién es quién.

Gioconda Belli

jueves, 8 de diciembre de 2016

Volé en tu recuerdo - Teresa Aburto Uribe

Michael and Inessa Garmash

Volé en tu recuerdo
en una hora de sosiego,
me escapé hasta tu espacio
me refugié en tu cielo.
Te busqué entre las dunas
doradas de este puerto,
te busqué entre la bruma
casi muerta del silencio.
Te soñé como a gaviota
que libremente remontó vuelo,
te soñé como a un albatros
que despliega sus alas al cielo.
Estuve en ti, como la tierra,
acunando en paz el océano,
y en ese estar tan sublime
me entregué a ti sin miedos.
Estuve en ti y entre tus alas
me refugié con mis silencios
y descubrí en ese instante
que eras libre como el viento.
Volé hacia ti, escapando de mis miedos.
Soñé contigo, con tu espacio y tu cielo
me crecieron alas y me mataste al vuelo.

Teresa Aburto Uribe

lunes, 5 de diciembre de 2016

Un poco justo - Karmelo C. Iribarren


Te quiero, corazón,
te quiero mucho.
Te quiero tanto
que si no fuese porque ando
un poco justo de pasta
últimamente,
ahora mismo encargaba
un luminoso con tu nombre
y detrás I Love You,
y lo mandaba colocar ahí fuera, 
para que lo viese todo el mundo.

Ahí fuera, en la terraza,
al otro lado
de donde cagan siempre 
las palomas.

Karmelo C. Iribarren

sábado, 3 de diciembre de 2016

Yo te diré.

Fred Wessel

Yo te diré 
por qué mi canción 
te llama sin cesar. 
Me falta tu risa, 
me faltan tus besos, 
me falta tu despertar. 

Yo te diré 
por qué mi canción, 
se siente sin cesar. 
Mi sangre latiendo, 
mi vida pidiendo, 
que tú no te alejes más. 

Cada vez que el viento pasa y se lleva una flor, 
pienso que nunca más volverá tu amor. 
No me abandones nunca al anochecer,  
que la luna sale tarde y me puedo perder. 

Al fin sabrás 
por qué mi canción 
se siente sin cesar. 
Me faltan tus besos, 
me falta tu boca, 
me falta tu despertar. 
Me falta tu risa, 
me faltan tus besos, 
me falta tu despertar.

Mi sangre latiendo,
mi vida pidiendo 
que tú no te alejes más. 

Clara Montes y Toni Zenet.







martes, 29 de noviembre de 2016

Soñando con tus besos.


Voy soñando con tus besos 
Por el callejón del Agua. 
No despertarme del sueño 
Campanas de la Giralda 
Que es que en amores, 
Que es que en amores, 
Las caricias soñadas 
Son las mejores. 

Sevilla, tú no hagas caso 
De las caricias del río 
Que el río es galán de paso; 
Para firme amor el mío. 
Que los amantes 
Cuando existen distancias
Se olvidan antes. 

Lole y Manuel.

viernes, 25 de noviembre de 2016

Te quiero sin mirar atrás - Mario Benedetti

Vidan

Te quiero mansamente, entre las sombras de las falsas ilusiones…
Te quiero como para leerte cada noche, como mi libro favorito quiero leerte, línea tras línea, letra por letra, espacio por espacio…
Te quiero para tomarte de la mano bajo el firmamento y mostrarte los te Amo escondidos entre las estrellas…
Te quiero sobre las hojas de otoño, hablando de nada pero a la vez de todo y en un arranque de locura beber tus lágrimas mientras desfallezco en tus labios…
Te quiero para buscarte entre las frases no dichas, entre los pensamientos enterrados, entre las maneras complicadas quiero encontrarte y después no dejarte…
Te quiero como para llevarte a mis lugares favoritos y contarte que es ahí donde me siento a buscarte en la niebla de miradas que no son tuyas pero aun así te busco…
Te quiero para volvernos locos de risa, ebrios de nada y pasear sin prisa por las calles, eso si, tomados de la mano, mejor dicho… del Corazón.
Te quiero como para sanarte, y sanarme, y sanemos juntos, para remplazar las heridas por sonrisas y las lágrimas por miradas en donde podremos decir más que en las palabras…
Te quiero por las noches en las que faltas, te quiero como para escuchar tu risa toda la noche y dormir en tu pecho, sin sombras ni fantasmas, te quiero como para no soltarte jamás…
Te quiero como se quiere a ciertos amores, a la antigua, con el Alma y sin mirar atrás…

Mario Benedetti

martes, 22 de noviembre de 2016

Escoriación - Cristina Peri Rossi


Herida que queda, luego del amor, al costado del cuerpo.
Tajo profundo, lleno de peces y bocas rojas,
donde la sal duele, y arde el yodo,
que corre todo a lo largo del buque,
que deja pasar la espuma,
que tiene un ojo triste en el centro.
En la actividad de navegar,
como en el ejercicio del amor,
ningún marino, ningún capitán,
ningún armador, ningún amante,
han podido evitar esa suerte de heridas,
escoriaciones profundas, que tienen el largo del cuerpo
y la profundidad del mar,
cuya cicatriz no desaparece nunca,
y llevamos como estigmas de pasadas navegaciones,
de otras travesías. Por el número de escoriaciones
del buque, conocemos la cantidad de sus viajes;
por las escoriaciones de nuestra piel,
cuántas veces hemos amado.

Cristina Peri Rossi "Descripción de un naufragio" 1975

lunes, 14 de noviembre de 2016

A vivir - Mario Benedetti

Steve Hanks

Quisiera conocerme y conocerte
y calmar esta sed entre tus labios
olvidarme de todos los resabios
y jugar sin el miedo de perderte
no es cosa de aceptar la mala suerte
y llenar el vacío con agravios
lo mejor es quedarse con los sabios
lo más lejos posible de la muerte
no está de más un poco de lujuria
para alegrar las tardes de la siesta
y desarmar la próxima penuria
con tus señas de azar o con las mías
el amor tiene siempre algo de fiesta
a vivir a vivir que son dos días.

Mario Benedetti

viernes, 11 de noviembre de 2016

El querer - Manuel Machado

Omar Ortiz

En tu boca roja y fresca
beso, y mi sed no se apaga,
que en cada beso quisiera
beber entera tu alma.

Me he enamorado de ti
y es enfermedad tan mala,
que ni la muerte la cura,
¡bien lo saben los que aman!

Loco me pongo si escucho
el ruido de tu charla,
y el contacto de tu mano
me da la vida y me mata.

Yo quisiera ser el aire
que toda entera te abraza,
yo quisiera ser la sangre
que corre por tus entrañas.

Son las líneas de tu cuerpo
el modelo de mis ansias,
el camino de mis besos
y el imán de mis miradas.

Siento al ceñir tu cintura
una duda que me mata
que quisiera en un abrazo
todo tu cuerpo y tu alma.

Estoy enfermo de ti,
de curar no hay esperanza,
que en la sed de este amor loco
tu eres mi sed y mi agua.

Maldita sea la hora
en que contemplé tu cara,
en que vi tus ojos negros
y besé tus labios grana.

Maldita sea la sed
y maldita sea el agua,
maldito sea el veneno
que envenena y que no mata.

En tu boca roja y fresca
beso, y mi sed no se apaga,
que en cada beso quisiera
beber entera tu alma.

Manuel Machado